Lloré la primera vez

  • Imprimir Amigable y PDF

Lágrimas de tristeza. Lágrimas de alegría. Sentimientos encontrados camino a la aceptación de nuestro hijo con discapacidad.

 
Foto de mamá alzando a su hijo hacia el cielo
Lloré la primera vez que vi a mi hijo en una incubadora, todo azul con tubos en las venas, en la nariz y en los pulmones. Solo los aparatos lo mantenían vivo. Tan indefenso, dependiente de las habilidades de médicos y enfermeras. Siento miedo por Caleb, mi hijo.

Lloré la primera vez que miré a los ojos de su hermana y vi su dolor y su temor. ¿He estado tan absorta en mi propio dolor que no logré ver el de ella? ¿Qué puedo decirle? ¿Qué promesas hacerle? No la quiero menos, sino mucho más. Ambas sentimos dolor por Caleb, mi hijo.

Lloré la primera vez que tuve a mi hijo en mis brazos. Tan pequeño y frágil, indiferente a mi voz, a mi roce. Aún conectado a tubos y aparatos. ¿Vivirá? ¿Lo llamará Dios a su lado? Mi corazón siente dolor por Caleb, mi hijo.
 
Lloré la primera vez que lo llevé a casa, sintiéndome tan asustada e insegura. ¿Podré cuidar de este niño que no emite sonido alguno? ¿Estará bien? ¿Podré percibir sus necesidades?
 
Lloré la primera vez que el doctor me dijo Parálisis Cerebral. ¿Qué significa? ¿Qué tipo de futuro tendrá? ¿Podrá caminar, arrastrase, o al menos voltearse? ¿Estará en silla de ruedas, dependiente de mi para siempre? ¿Tendrá retardo mental? ¿Podrá curarse? ¿Qué pasará con Caleb, mi hijo?

Lloré la primera vez que mi hijo Caleb lloró. ¡Hizo un sonido! Su primera comunicación. Ahora sabré cuando algo anda mal, cuando necesita mi atención, cuando necesita mi amor. ¡Ahora sí parece que hay un bebé en casa! Caleb, mi hijo, puede llorar.

Lloré la primera vez que mi hijo sonrió. Una señal de placer. Su vida no es tan mala. Sí siente felicidad y confort. ¡Algo marcha bien! ¡Sus ojos brillan! ¡Sus cachetes se inflaron! ¡Qué preciosa, la primera sonrisa de mi hijo!

Lloré la primera vez que mi hijo dijo “Mamá”. Tanto orgullo por su logro. Colocó sus labios sobre mi cachete, inhaló profundamente y con toda su fuerza formó los sonidos.

Mi hijo, un joven, se sabe mi nombre.

Lloré la primera vez que lo miré y pude ver más allá de mi misma. Una persona, aunque pequeña, un individuo, con sus propias necesidades, sus propias alegrías, sus propios temores. Necesita mi amor y reparte el suyo sin medirlo. Mi hijo, efectivamente, todo un joven.

Lloré la primera vez con lágrimas de felicidad. Ya no era con dolor o temor, sino con orgullo por este joven que se ha esforzado tanto, porque él puede apreciar las cosas sencillas de la vida. No siente miedo del futuro. Vive cada momento tal como se presenta y siente placer de ser Caleb, mi hijo.


Autora: Helen Clary
Traducción: Angela Couret 
Sobre Helen, es la mamá de un joven adulto con necesidades especiales en Warrensburg, Missouri. La poesía que sigue fue publicada originalmente en “Parent to Parent”, un boletín de Missouri Parents Act (MPACT), 1991.
Fuente: Family Support Bulletin, una publicación de United Cerebral Palsy Association, Invierno 1991/Primavera 1992

 

Visto 4794 veces
ARTÍCULOS RELACIONADOS

Banner Cirdis2016 291x86

Banner Concurso2016 291x86

boletin Electronico

ARTÍCULOS MÁS LEÍDOS

Integración escolar de los niños con Necesidades Educativas Especiales

 
¿Y qué es trabajar con amor?
Es poner en todo lo que hagas un soplo de tu alma

Gibran Khalil Gibran.

 La experiencia de convivir con los niños y las niñas, nos ofrece la oportunidad de poder observar las cosas de una manera diferente. Cuando nos encontramos con un niño o una niña feliz, los grandes problemas se hacen pequeños, el tiempo no existe, cuando sonríen es tan espontáneo y contagioso, que nos alegra a tal grado que participamos de su mundo mágico.

 
En general, los niños son seres dinámicos, quienes en forma espontánea y dada su propia actividad física y mental, son capaces de obtener del ambiente los elementos necesarios para lograr el conocimiento de ese medio y a la vez lograr su propia integración a dicho medio. Ellos se enfrentan con entusiasmo a las diferentes dificultades que tienen que ir superando en el área del lenjuage ó motora gruesa, por nombrar algunas y por selección y repetición realizan un verdadero aprendizaje. No rehusan el esfuerzo a realizar y el éxito es su mejor recompensa.

 

ALIADOS
  • Venezuela Sin Limites
  • ExcelsiorGama
  • DHL
  • Bancaribe
  • Banesco
  • Proquim,CA