España: Integración y Educación Superior (Isabel Mendez)

  • Imprimir Amigable y PDF
Isabel Méndez, responsable del programa, ha detallado algunas de las sugerencias del protocolo y ha presentado las actividades que desarrolla su departamento para conseguir "situar al estudiante discapacitado en igualdad de condiciones que sus compañeros".

 

Con el objetivo de garantizar la igualdad de oportunidades y la plena integración de los estudiantes universitarios con alguna discapacidad en la vida académica, además de promover la sensibilización y la concienciación del resto de miembros de la comunidad universitaria, el Programa de Atención a la Discapacidad de la Oficina de Acción Solidaria de la Universidad Autónoma de Madrid acaba de elaborar una nueva edición del Protocolo de Atención a las Personas con Discapacidad.

 

Solidaridad Digital (SD): ¿Cuáles son las principales acciones que llevan a cabo desde el Programa de Atención a la Discapacidad?

 

Nuestras dos líneas básicas de trabajo son la atención personalizada a los alumnos con alguna discapacidad que estudian en nuestras facultades y escuelas, independientemente del tipo de discapacidad que tengan y el asesoramiento y apoyo al profesorado que imparte clase a alguno de estos alumnos, así como al Personal de Administración y Servicios.

 

Asimismo intentamos mantener programas de información continuada para los alumnos discapacitados. Queremos recabar todo tipo de ayudas, subvenciones y ofertas que se convoquen, tanto en la universidad como en la administración local o regional, que puedan tener algún tipo de interés para los alumnos con alguna discapacidad. Creo que tienen más problemas para acceder a la información y considero que es nuestra obligación informarles sobre todo aquello que les pueda interesar.

 

Otro foco de interés es la orientación laboral. En esta materia les ofrecemos asesoramiento en la búsqueda de empleo y tratamos de trasladar sus inquietudes a los empresarios. También nos hemos embarcado ahora en un programa para promocionar el deporte para discapacitados en la Universidad. Los alumnos muestran interés por poder practicar algún tipo de actividad física y queremos que la UAM les ofrezca la posibilidad de llevar a acabo algún deporte adaptado. Finalmente, trabajamos también en la adaptación de los medios de transporte que llegan al campus.

 

SD: ¿Qué suelen pedir los alumnos con discapacidad?

 

Básicamente un servicio de mediación con el profesorado, que les permita superar las dificultades que se encuentran en el aula. Los profesores tienen que darse cuenta que en su clase tienen un alumno con necesidades especiales y nosotros intentamos darles la pauta para que sus lecciones puedan ser seguidas por estos alumnos de la mejor manera posible.

 

SD: ¿Cómo reacciona un profesor cuando descubre que tiene un alumno discapacitado en su clase?

 

Al principio se agobian mucho a causa de su gran desconocimiento sobre la discapacidad. Lo primero es conseguir quitarles el miedo y las dudas que se les presentan explicándoles de forma muy sencilla lo que pueden hacer. Les damos una guía básica de actuación.

 

Según el protocolo, ¿podría darnos algún ejemplo del tipo de adaptaciones que necesitan las personas ciegas?

 

Son cosas muy básicas que precisamente por eso se olvidan. Lo principal es tratar de verbalizar todo lo que se escribe en la pizarra o en una transparencia. En otro orden de cosas, muchos profesores no saben que existen aplicaciones que permiten que las personas ciegas trabajen con ordenadores. Por ello, muchas veces descartan que el alumno ciego lleve a cabo ciertas actividades y eso no debe hacerse así. Hay que intentar situar al alumno en igualdad de condiciones que el resto de compañeros. No es bueno que se exima al alumno de una parte del programa. En referencia a los exámenes los profesores han de saber que las personas ciegas necesitan más tiempo ya que la lectura en braille es mucho más lenta que la lectura visual.

 

SD: ¿Y para las personas sordas?

 

Era sorprendente ver que los alumnos acudían a nosotros con los apuntes cortados y eso se debía a que los profesores no paraban de hablar cuando escribían en la pizarra o cuando se movían y para una persona sorda es imposible leer los labios en esas circunstancias. Es lo que comentaba antes: lo básico es el sentido común. Hay que dar la clase siempre de cara al alumno y este se debe situar a una distancia inferior a tres metros.

 

En la medida de lo posible es bueno facilitar los apuntes con antelación para que el alumno no tenga que esforzarse tanto en entender todo lo que dice el profesor y pueda seguir la lección gracias al papel que tiene delante. En ciertos casos es necesario que acudan a clase tomadores de apuntes o intérpretes en lengua de signos, la UAM ofrece este servicio y el profesor no debe tener ningún tipo de prejuicio al respecto. Es lamentable que piensen que los intérpretes pueden ayudar al alumno diciéndoles las respuestas en los exámenes.

 

De cara a los exámenes es también importante tener en cuenta que las personas sordas tienen muchas más dificultades para interpretar textos complejos. En la medida de lo posible las preguntas han de ser claras, no con planteamientos rebuscados llenos de subordinadas que lleven a la ambigüedad. Por la misma razón el profesor ha de saber que su redacción será muy simple y a veces incoherente, pero no se les puede bajar nota por eso. Es una buena medida, para evitar este tipo de cosas, que se les permita utilizar un diccionario de sinónimos en los exámenes.{mospagebreak}

 

SD: Además de la supresión de las barreras arquitectónicas, ¿qué tipo de medidas son eficaces con las personas con alguna discapacidad física?

 

Tener en cuenta, a la hora de la presentación de trabajos por ejemplo, que muchas veces las personas que tienen algún tipo de discapacidad física, incluidas las enfermedades crónicas, van a tener una asistencia un poco irregular a las clases. Además, en muchas ocasiones están sometidos a tratamientos duros, que aún cuando pueden asistir les limitan su rendimiento. Lo básico es que los profesores sean más flexibles con ellos en los horarios de acceso a clase, ya que sus dificultades de movilidad les impiden en muchas ocasiones ser puntuales.

 

SD: En este nuevo protocolo habéis incluido a las personas con trastornos mentales, ¿qué consejos ofrecéis para el tratamiento a este colectivo?

 

Son los alumnos más complejos, ya que su problemática debe ser tratada casi individualmente. Hay tanta variedad de patologías que dependiendo de cada caso, las adaptaciones o propuestas van a ser distintas. Lo importante es que conociendo lo que le ocurre al alumno el profesor le trate de forma natural. Hay que evitar los prejuicios y la sobreprotección. Hay que tener mucha paciencia con estos alumnos y el profesor ha de darles un tiempo de adaptación.

 

Son alumnos que se aíslan y el docente ha de intentar acabar con estas barreras de comunicación. También han de saber los profesores, que en muchas ocasiones la medicación que tienen que tomar estos alumnos reduce su rendimiento. Otra realidad a tener en cuenta, es que en épocas de exámenes los ataques de ansiedad les afectan mucho más que al resto de alumnos y que estos pueden reducir también su rendimiento.

 

SD: ¿Qué debe hacer un profesor o alumno que quiera utilizar vuestros servicios?

 

Nosotros ayudamos a quien lo solicita. El 90 por ciento de los alumnos manifiesta su condición de discapacitado en el momento de la matrícula. En el sobre los alumnos encuentran un folleto informativo sobre la unidad y la mayoría de ellos, ya sea por teléfono o personalmente, se ponen en contacto con nosotros. En ese primer momento les ofrecemos la posibilidad de enviar el protocolo a todos sus profesores. Algunos nos piden que no lo hagamos para pasar desapercibidos. La respuesta de los docentes es normalmente positiva. Agradecen la información y se preocupan por otro tipo de cosas más concretas especialmente en el periodo de exámenes. La verdad es que tanto profesores como alumnos acuden a nosotros solo cuando encuentran problemas.

 

SD: ¿Qué actividades lleváis a cabo en materia de inserción laboral?

 

Intentamos trasladar a los responsables de las empresas que tienen convenios con la UAM la idea que contratar a una persona discapacitada no es algo que tenga que producir miedo. Asimismo les destacamos las ventajas tanto laborales como fiscales que ofrecen los trabajadores discapacitados. Queremos que en las convocatorias de prácticas ofrezcan algún puesto de trabajo que pueda ser ocupado por alguna persona discapacitada.

 

Con los alumnos queremos impulsar el primer paso en el mercado laboral, ya sea a través de las prácticas o las becas. Muchos estudiantes discapacitados cuando finalizan sus carreras piensan en seguir estudiando. Tienen pánico a enfrentarse a la búsqueda de empleo.

 

SD: ¿Considera que la Universidad puede ser tomada como ejemplo de integración?

 

Se han dado muchos pasos a este respecto en los últimos años y la respuesta de los profesores es generalmente buena, pero queda mucho por hacer. Hay que eliminar aún muchos prejuicios y no solo por parte de los profesores, sino también en las propias personas con discapacidades. En muchas ocasiones parece que viven en una burbuja y consideran que el hecho de tener una discapacidad les permite hacer lo que les dé la gana. Están en general demasiado protegidos y no son capaces de desarrollar todo su potencial.

 

 
Entrevista con Isabel Méndez, responsable del Programa de Atención a la discapacidad de la 
Universidad Autónoma de Madrid
Fuente: Solidaridad Digital
Reporta: Jordi Bascuñana/ Madrid-07/02/2005

 

Visto 3873 veces
ARTÍCULOS RELACIONADOS

Banner Cirdis2016 291x86

banner concurso2017

boletin Electronico

ARTÍCULOS MÁS LEÍDOS

Integración escolar de los niños con Necesidades Educativas Especiales

 
¿Y qué es trabajar con amor?
Es poner en todo lo que hagas un soplo de tu alma

Gibran Khalil Gibran.

 La experiencia de convivir con los niños y las niñas, nos ofrece la oportunidad de poder observar las cosas de una manera diferente. Cuando nos encontramos con un niño o una niña feliz, los grandes problemas se hacen pequeños, el tiempo no existe, cuando sonríen es tan espontáneo y contagioso, que nos alegra a tal grado que participamos de su mundo mágico.

 
En general, los niños son seres dinámicos, quienes en forma espontánea y dada su propia actividad física y mental, son capaces de obtener del ambiente los elementos necesarios para lograr el conocimiento de ese medio y a la vez lograr su propia integración a dicho medio. Ellos se enfrentan con entusiasmo a las diferentes dificultades que tienen que ir superando en el área del lenjuage ó motora gruesa, por nombrar algunas y por selección y repetición realizan un verdadero aprendizaje. No rehusan el esfuerzo a realizar y el éxito es su mejor recompensa.

 

banner cirdis

ALIADOS
  • Venezuela Sin Limites
  • ExcelsiorGama
  • DHL
  • Bancaribe
  • Banesco
  • Proquim,CA