Ante la Pérdida Auditiva

  • Imprimir Amigable y PDF
Aprender a aceptar que un hijo sufre una pérdida auditiva es una experiencia dura. Muchos padres se sienten culpables y frustrados ya que no pueden controlar el desarrollo de su hijo, y necesitan encontrar respuestas a muchas y variadas preguntas. Por lo general, quieren saber la causa de la pérdida de audición, qué se puede hacer al respecto y qué impacto tendrá en su hijo.

 

El estrés de los padres puede afectar negativamente en el entorno familiar y en el desarrollo del niño. Esto ha sido confirmado por un exhaustivo estudio, en el que participaron 1.000 madres canadienses, cuyos resultados fueron publicados en 1998, en la revista Journal of Speech, Language, and Hearing Research.

 

En la mayoría de los casos, la pérdida de audición infantil es hereditaria o se debe a complicaciones durante el embarazo. Durante la infancia, la otitis media puede producir pérdida de audición temporal. Algo más de un niño de cada 1.000 nace con pérdida auditiva, cosa que no siempre es evidente para los padres en los primeros meses. Sin embargo, gracias a la preocupación creciente por este problema, se realizan diagnósticos más tempranos y la exploración infantil es cada vez más común.

 

Cuando se descubre la pérdida de audición, frecuentemente descubierta por los padres, éstos están inseguros que no saben como actuar y suelen sentirse invadidos de preguntas, confusión y emociones encontradas.

 

Un estudio entre 600 padres de niños con discapacidad auditiva en Dinamarca indica, que un padre de cada tres considera que no recibe consejos ni información cuando a un hijo se le diagnostica pérdida auditiva.

 

Los resultados de este estudio fueron publicados en la revista Scandinavian Audiology en 2001. En general, los padres consideran que: se debería ofrecer asesoramiento inmediatamente después de confirmado el diagnóstico; se necesita asistencia psicológica lo antes posible; la información por escrito es muy importante; es necesario una cooperación entre los diferentes asesores de la familia.

 

Un estudio norteamericano publicado en 2002 en la revista The Hearing Journal, en el que participaron 600 encuestados, informa precisamente de las mismas necesidades, pero además, pone de manifiesto que las necesidades específicas de los padres cambian de una fase a otra.

 

Al principio, los padres necesitan información sobre las causas de la pérdida auditiva y la audición en general, junto con consejos prácticos acerca de cómo escuchar y hablar con su hijo con discapacidad auditiva. Unos meses después de confirmado el diagnóstico, los padres necesitan un cuadro realista del tiempo que necesita su hijo para desarrollar el habla, asesoramiento sobre los aspectos de los que se responsabiliza el sistema de salud público, y los derechos específicos de los niños discapacitados auditivos.

 

En todo este proceso, los profesionales tienen un papel vital, como asesores y caja de resonancia para los padres.

 

Fuentes:
"Treatment Efficacy: Hearing Loss in Children" ("Eficacia de tratamiento: Pérdida de audición en niños"), Journal of Speech, Language, and Hearing Research, 1998, Vol. 41: 61-84.

 

"Support Services in Denmark For Parents of Children Who Are Deaf Or Hard of Hearing - A National Survey" ("Servicios de asistencia en Dinamarca para padres de niños sordos o con discapacidad auditiva - estudio nacional"), Scandinavian Audiology 2001; 30:116-119.

 

"What Parents Want to Know at Diagnosis and During the First Year" ("Lo que los padres quieren saber en el diagnóstico y durante el primer año"), The Hearing Journal, 2002; Vol. 55, número 11.
 
Fuente:www.spanish.hear-it.org 
Publicado en Paso-a-Paso, Vol. 15.1

 

Visto 3143 veces

Banner Cirdis2016 291x86

Concurso a partir del 22Mayo (1)

boletin Electronico

ARTÍCULOS MÁS LEÍDOS

Integración escolar de los niños con Necesidades Educativas Especiales

 
¿Y qué es trabajar con amor?
Es poner en todo lo que hagas un soplo de tu alma

Gibran Khalil Gibran.

 La experiencia de convivir con los niños y las niñas, nos ofrece la oportunidad de poder observar las cosas de una manera diferente. Cuando nos encontramos con un niño o una niña feliz, los grandes problemas se hacen pequeños, el tiempo no existe, cuando sonríen es tan espontáneo y contagioso, que nos alegra a tal grado que participamos de su mundo mágico.

 
En general, los niños son seres dinámicos, quienes en forma espontánea y dada su propia actividad física y mental, son capaces de obtener del ambiente los elementos necesarios para lograr el conocimiento de ese medio y a la vez lograr su propia integración a dicho medio. Ellos se enfrentan con entusiasmo a las diferentes dificultades que tienen que ir superando en el área del lenjuage ó motora gruesa, por nombrar algunas y por selección y repetición realizan un verdadero aprendizaje. No rehusan el esfuerzo a realizar y el éxito es su mejor recompensa.

 

banner cirdis

ALIADOS
  • Venezuela Sin Limites
  • ExcelsiorGama
  • DHL
  • Bancaribe
  • Banesco
  • Proquim,CA