Etiqueta y discapacidad. Que NO decirle a una persona en silla de ruedas

  • Imprimir Amigable y PDF

En nuestro trato con personas con discapacidad, una frase bienintencionada puede resultar dolorosa e incluso ofensiva. Tomemos conciencia y evitemos situaciones incómodas...

Foto de señora sonriente 

Ymarú Rojas | Enero 2016.- Con frecuencia la falta de información y la poca sensibilidad evidente en la sociedad deriva en situaciones de discriminación y rechazo hacia las personas con discapacidad.  Los usuarios de sillas de ruedas no se escapan de esta generalidad, debiendo enfrentarse con frecuencia a comentarios insensibles y términos peyorativos que incomodan y afectan emocionalmente.

Siguen algunas frases que pueden resultar ofensivas y dolorosas para la persona en silla de ruedas. Relacionadas por la estadounidense Rachelle Friedman -  parapléjica a raíz de un accidente en su despedida de soltera, cuando una dama de honor la empujó a una piscina poco profunda y se rompió el cuello - las frases nos sirven de alerta para tomar conciencia. LINK

“En mis pocos años como usuaria de silla de ruedas, he escuchado a la gente decir cualquier cantidad de barbaridades. La mayoría lo hace con buenas intenciones, pero algunos de esos comentarios bienintencionados no son bien recibidos por la persona con discapacidad”, aclara Friedman.

1.- “Eres muy bonita para alguien que está en una silla de ruedas”

“Sí. La gente realmente dice esto. Existe esta enorme idea falsa de que las personas en silla de ruedas son poco atractivas, desaliñadas y descuidadas. Bueno, las lesiones en la médula espinal y otras discapacidades no discriminan a la gente atractiva. ¡Algunas de las personas que conozco en sillas son absolutamente hermosas! Pero, eso no viene al caso. Si vas a piropear a alguien, ¡buenísimo! pero deja la silla de ruedas fuera del tema”.

2.- “Tuve que usar una silla de ruedas cuando me rompí la pierna, así que sé exactamente por lo que estás pasando”

“No puedo decirles la cantidad de veces que he entablado una conversación con un extraño sólo para escuchar lo terrible que fue el mes en que tuvo su pierna enyesada. También tuvieron que usar una silla de ruedas, así que sienten que lo entienden totalmente. Las lesiones a la médula espinal implican muchísimos otros aspectos no relacionados con la propia parálisis.  Así que odio sonar insensible, pero se hace difícil sonreír y escuchar estos comentarios sobre períodos breves en silla de ruedas cuando estoy de paseo con mi marido”.

3.- “Eres una inspiración”

“Hay ocasiones en que este tipo de comentario está bien, pero en otras, más bien me hace sentir incómoda. Les doy un ejemplo. Una noche salí de fiesta con mis amigas. Estábamos bailando y un señor se nos acercó y me dijo ‘eres toda una inspiración’. En ese momento con mis amigas, me sentía feliz, una chica normal pasándola bien. Pero entonces me recuerdan que ‘cierto, estoy en silla de ruedas y la gente piensa que es inspirador verme divertirme en un club.’

Luego de años en nuestras sillas, no queremos que nos llamen una inspiración por manejar al automercado, ir al gimnasio o asistir a algún evento deportivo. ’Eres una inspiración’ equivale a ‘Si fuera tú no creo que sería capaz de salir de mi casa’. Si eso te inspira, pues bien. Pero no nos gusta que nos digan lo increíble que somos por hacer las cosas cotidianas que tú haces. Generalmente otros me dicen que nunca lidiarían con esta lesión con tanta gracia. Pero se sorprenderían. Este tipo de lesión no afecta únicamente a los más fuertes y resilientes. Y, sin embargo,  la mayoría de nosotros eventualmente sigue adelante con su vida”.

4.- “Solo estacioné ahí por un minuto”

“No. No lo hagas. Ésta es la excusa número uno que nos dan cuando enfrentamos a alguien que ilegalmente estacionó en un puesto para personas con discapacidad. Además, eso de ‘por un minuto’ usualmente no es verdad. No tengo por qué esperar a que  la persona sin discapacidad se apure haciendo esa breve diligencia. Me enfrento a este tipo de situación al menos una vez a la semana. La gente que necesita esos estacionamientos también tiene que llegar a reuniones y estar en lugares. Solo camina los 45 metros extra, porque de seguro a mí me gustaría poder hacerlo”.

5.- “Todo pasa por alguna razón”

“Para muchas personas que atraviesan por tiempos difíciles, este pensamiento los saca de la depresión y les da esperanza. Para otros, es una forma de decir que ‘el destino quería que te lesionaras para que otros se dieran cuenta que sus vidas no son tan malas después de todo’. 

¿En mi caso? Ni lo uno ni lo otro. Puede que no esté de acuerdo con la frase, pero no me ofende. Creo que en ocasiones hay cosas verdaderamente malas que le ocurren a gente buena sin motivo aparente. En algunos casos puedes sobreponerte a la tragedia y darle una razón de ser, eligiendo hacer un impacto positivo. En otros casos, puede percibirse como un evento terrible que no requiere un propósito, sino tiempo para enfrentarlo y sanar”.

6.- “Espera, ¡déjame ayudarte! (se acerca a mi lado frenéticamente)”

“¡Sin duda, quien se apura para ayudarte solo está tratando de ser amable! Pero déjenme explicarles por qué esto no me guste. Al lesionarme, un montón de cosas quedaron fuera de  mi control. Hay una larga lista de cosas que ya no puedo hacer sin que alguien me ayude, y perder independencia a veces puede quitarnos nuestra habilidad para sentirnos ‘normales’. Así que si estoy en la tienda y me ves agachándome para recoger mi teléfono móvil, dame una oportunidad de alcanzarlo. Les aseguro que las personas en mi situación nos hemos acostumbrado a pedir ayuda, así que no dudaremos en pedirla si realmente la necesitamos. Además, generalmente no necesitamos ayuda para subirnos a nuestros autos o empujar nuestras sillas. ¡No saldríamos solos si no pudiéramos hacerlo! Agradecemos que nos quieran ayudar, pero a título personal, a veces casi que peleo por alejarlos para tener la oportunidad de aprender a hacer más cosas por mí misma”.

7.- “Es bueno verte afuera”

“No estoy hablando de un escenario en el que me encuentro con un viejo amigo en un restaurante. Estoy hablando de escuchar esto de desconocidos que se me acercan.  Ni siquiera estoy segura de lo que esto significa. ¿Acaso la sociedad piensa que somos ermitaños? Una abrumadora mayoría de nosotros sale de casa ¡se los prometo!”.

8.- “Has encontrado un hombre magnífico”

“El hecho de que mi marido eligiera quedarse conmigo después de mi accidente no es lo que lo hace un hombre magnífico, porque su decisión no estuvo basada en lo moral. El hecho de que te quedes con alguien ‘porque es lo correcto’ es, de hecho, lo más incorrecto que puedes hacer. Si decides quedarte con alguien, que sea porque lo amas. Simple y llanamente. Así que cuando la gente le da la mano y le dice que es un ‘verdadero hombre’ por quedarse conmigo y luego me dice cuán afortunada soy por tenerlo, nos deja un sabor amargo. Ésta es una conversación que Chris y yo hemos tenido con muchas parejas como nosotros. Nadie quiere que los celebren por no dejar de lado a alguien que realmente aman”.

9.- “Con tu esfuerzo y actitud, sé que caminarás de nuevo”

“No funciona de esa manera, pero ¡cuánto me gustaría que así fuese! Si una lámpara no está conectada, les aseguro que una buena actitud no hará que se prenda, sin importar cuánto lo intentes. Las lesiones de algunas personas son menos severas y, para ellos, una terapia rigurosa puede arrojar resultados. Pero para muchos de nosotros, simplemente no sucederá sin soluciones científicas. Muchas de las personas que han recuperado sus funciones han tenido una mala actitud, y millones que todavía están en sus sillas han mostrado gran determinación…”.

10.- “Cualquier cosa te digan en el tono de voz de tu maestra de preescolar”.

“No estoy segura qué hace que la gente que conozco por primera vez quiera hablarme en ese tono de voz aguda, de maestra de preescolar, pero se hace bastante incómodo. No estoy hablando de abuelitas cariñosas. Estoy hablando de personas de edades cercanas a la mía. Al conocer a un adulto que no usa una silla de ruedas, no dirías (inserta aquí la voz condescendiente de tu maestra de preescolar) ‘¡Un gusto conocerte, cariño!’. Yo sonrío y les devuelvo el entusiasmo, pero preferiría tener una interacción más apropiada con nuestras edades”.

Recomendaciones finales:

      Evitar sustantivar los adjetivos como: “el discapacitado”, “el minusválido”, “el tetrapléjico”, etc. 

-        No describir de forma negativa o sensacionalistas la discapacidad: "sufre de…", "una víctima de…".

-        No se debe decir que “están condenados a una silla de ruedas” o “limitados a una silla de ruedas”. Pues las personas que usan este tipo de instrumentos tienen igual libertad para desplazarse.

-        Preferiblemente decir que “tiene”, “presenta” y posee”, y no que “padece.

-     Evitar los eufemismos: “personas diferentes”, “con problemas físicos”, “físicamente limitados”, “defectuosos”, “no normales”.

-        Mejor no hacer uso de los diminutivos como “sillita” o “carrito” para referirse a la silla de ruedas. Es preferible decir: “personas con discapacidad física o con problemas de movilidad”, “personas con/en sillas de ruedas”


FFuentes:

10 Frases que Jamás deberías decirle a alguien en Silla de ruedas [Tododisca.com]

10 Things You Shouldn't Say to Someone Who Uses a Wheelchair [Huffingtonpost.com]

Conocer más sobre Rachelle Friedman en su Blog

Visto 749 veces

Banner Cirdis2016 291x86

Banner Concurso2016 291x86

boletin Electronico

ARTÍCULOS MÁS LEÍDOS

Integración escolar de los niños con Necesidades Educativas Especiales

 
¿Y qué es trabajar con amor?
Es poner en todo lo que hagas un soplo de tu alma

Gibran Khalil Gibran.

 La experiencia de convivir con los niños y las niñas, nos ofrece la oportunidad de poder observar las cosas de una manera diferente. Cuando nos encontramos con un niño o una niña feliz, los grandes problemas se hacen pequeños, el tiempo no existe, cuando sonríen es tan espontáneo y contagioso, que nos alegra a tal grado que participamos de su mundo mágico.

 
En general, los niños son seres dinámicos, quienes en forma espontánea y dada su propia actividad física y mental, son capaces de obtener del ambiente los elementos necesarios para lograr el conocimiento de ese medio y a la vez lograr su propia integración a dicho medio. Ellos se enfrentan con entusiasmo a las diferentes dificultades que tienen que ir superando en el área del lenjuage ó motora gruesa, por nombrar algunas y por selección y repetición realizan un verdadero aprendizaje. No rehusan el esfuerzo a realizar y el éxito es su mejor recompensa.

 

ALIADOS
  • Venezuela Sin Limites
  • ExcelsiorGama
  • DHL
  • Bancaribe
  • Banesco
  • Proquim,CA