Vitalidad, el sello de la escritora Silvia Molina (Oct.10)

  • Imprimir Amigable y PDF

Fuente: Enelshow.com (Notimex)
Fecha: 10.10.10

Aunque fue una jovencita insegura que sufrió constantes reprimendas por no poder leer debido a su problema de dislexia, la disciplina, la enteresa y la vitalidad de Silvia Molina la hicieron salir adelante y no sólo aprender a leer sino a escribir y convertirse en una reconocida autora contemporánea.

Un homenaje a ese tesón ha sido aparecer en el libro ?Catorce escritoras mexicanas frente a sus lectores?, editado por la Dirección de Literatura de la UNAM, en el que Molina aparece al lado de reconocidas colegas como Margo Glantz, Rosa Beltrán, Elena Poniatowska y Mónica Lavín.



La recopilación de conversaciones en las que participaron alumnos y escritores incluye además a Bárbara Jacobs, Anamari Gomís, Beatriz Espejo, Ana García Bergua, Angelina Muñiz-Huberman, Aline Petterson, Cristina Rivera Garza y Susana Pagano.

La narradora, ensayista y editora mexicana Silvia Molina nació en la Ciudad de México el 11 de octubre de 1946, y a los 64 años, que cumplirá este lunes, llegará llena de creatividad, alimentada por el éxito que ha alcanzado con varios de sus trabajos, que le han valido premios y su traducción a varios idiomas.


Pero no todo ha sido miel sobre hojuelas para Molina, según cuenta ella misma en ?Quiero ser la que seré?, cuento ganador de ?Leer es Vivir?, que otorga la editorial Everest en España.


En este relato cuenta las que pasó por ser disléxica y cómo no sólo lo superó sino que dejó atrás cualquier vaticinio para convertirse en una escritora de éxito, apoyada por un hermano.


Luego de los sinsabores de no poder leer con propiedad y todo lo que conlleva a nivel escolar pero también a nivel social y familiar, Molina realizó estudios en la Escuela Nacional de Antropología e Historia.


Más tarde la licenciatura en Letras Hispánicas en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).


La hija del también escritor, periodista y exgobernador de Campeche y exsecretario de Gobernación Héctor Pérez Martínez, se hizo acreedora en 1977 del Premio Xavier Villaurrutia, por su novela "La mañana debe seguir gris".


Ha sido becaria del Centro Mexicano de Escritores, 1979 -1980 y del International Writing Programa de la Universidad de Iowa. Estados Unidos, 1991.


Para la crítica, el lenguaje de sus cuentos y novelas es entrañable, familiar en tanto que común y conocido.


Es el lenguaje de la casa de sus abuelos, las peleas con sus hermanos, las frases grabadas en nuestro recuerdo y para siempre ligadas, como una despedida, un desencuentro, una fecha, un alguien nuevo en el espejo.


Eso hace que esta sutil y certera escritora, regale su experiencia de vida transformada por su creatividad y fantasía y nos devuelva al momento que fue igual para todas, en lágrimas y risas, libro y papel.


Parte de su obra ha sido traducida al inglés, al francés y al alemán. Entres sus textos destacan las novelas: "Ascensión Tun" (1981), "La familia vino del norte" (1988), "Imagen de Héctor" (1990), "El amor me juraste" (1998); los libros de cuentos: "Lides de estaño" (1984), "Dicen que me case yo" (1989) y "Un hombre cerca" (1992), entre otras.


También ha escrito ensayo y literatura infantil y ha participado como coautora de varias publicaciones.


Para la crítica, los cuentos de Silvia Molina son fascinantes desde las primeras líneas, su forma es adictiva y a la vez sanadora. Este sabor agridulce que queda al leer el último renglón de alguno de sus trabajos es idéntico, tantas veces como se pueda repetirlo.


También ha recibido el Premio Nacional de Literatura Juan de la Cabada 1992, por "Mi familia y la Bella Durmiente cien años después"; el Premio Sor Juana Inés de la Cruz 1998, de la Feria Internacional del Libro de Guadalajara, por "El amor que me juraste"; el Premio Leer es Vivir 1999, de Editorial Everest en España, por "Quiero ser la que seré".

Visto 5017 veces
ARTÍCULOS RELACIONADOS

Banner Cirdis2016 291x86

banner concurso2017

boletin Electronico

ARTÍCULOS MÁS LEÍDOS

Integración escolar de los niños con Necesidades Educativas Especiales

 
¿Y qué es trabajar con amor?
Es poner en todo lo que hagas un soplo de tu alma

Gibran Khalil Gibran.

 La experiencia de convivir con los niños y las niñas, nos ofrece la oportunidad de poder observar las cosas de una manera diferente. Cuando nos encontramos con un niño o una niña feliz, los grandes problemas se hacen pequeños, el tiempo no existe, cuando sonríen es tan espontáneo y contagioso, que nos alegra a tal grado que participamos de su mundo mágico.

 
En general, los niños son seres dinámicos, quienes en forma espontánea y dada su propia actividad física y mental, son capaces de obtener del ambiente los elementos necesarios para lograr el conocimiento de ese medio y a la vez lograr su propia integración a dicho medio. Ellos se enfrentan con entusiasmo a las diferentes dificultades que tienen que ir superando en el área del lenjuage ó motora gruesa, por nombrar algunas y por selección y repetición realizan un verdadero aprendizaje. No rehusan el esfuerzo a realizar y el éxito es su mejor recompensa.

 

banner cirdis

ALIADOS
  • Venezuela Sin Limites
  • ExcelsiorGama
  • DHL
  • Bancaribe
  • Banesco
  • Proquim,CA